sobre el color morado



Sobre el color morado

el color morado no es un libro fácil de leer porque no está escrito al estilo de la mayoría de las novelas. Walker no nos dice todo sobre los personajes y el escenario y por qué los personajes se comportan de la forma en que lo hacen. Esta novela consta de una serie de cartas, ninguna de las cuales está fechada, y para tener un marco temporal de la novela, tendremos que leerla detenidamente, buscando pistas sobre actitudes sociales, vestimenta y otros detalles reveladores.

Solo despu√©s de terminar el libro nos damos cuenta de que la letra comienza en un momento en que la gente viaja en carretas, y cuando termina la letra, la gente conduce autom√≥viles. Por lo tanto, el per√≠odo de tiempo de la novela es de unos cuarenta a√Īos.

Adem√°s, pronto nos dimos cuenta de que hay grandes brechas entre las tarjetas, a veces cinco a√Īos, pero la propia Walker no revela esta informaci√≥n. Recopilamos esta informaci√≥n a partir de pistas dentro de las letras y comparando letras. Walker no escribe como un narrador omnisciente, omnisciente, llenando los huecos y d√°ndonos un tel√≥n de fondo. Debemos confiar en nuestra propia lectura cuidadosa y en los detalles que nos dan las mujeres que escriben las cartas, Celie y su hermana Nettie.

Hay otra dificultad m√°s en la lectura de esta novela. Empezamos con las cartas de Celie y nos encontramos con un problema de idioma. Las cartas de Celie no est√°n escritas en ingl√©s est√°ndar. Celie escribe sus cartas en un dialecto no est√°ndar, lo que Walker llama lenguaje popular negro. Entonces, al principio, el lenguaje de Celie puede parecer extra√Īo para algunos de nosotros, pero la mayor√≠a de los lectores responden a esta novela de manera m√°s inmediata si leen las cartas en voz alta, especialmente las cartas de Celie, escuchando la voz de Celie.

Celie no tiene educaci√≥n y escribe exactamente como habla y piensa. No hay nada artificial en su ¬ęestilo¬Ľ de escritura. De hecho, la caracter√≠stica m√°s llamativa de las letras de Celie es su naturalidad. Hay un √©nfasis continuo en el sonido oral y el significado de lo que Celie escribe en lugar del estilo ¬ęescrito¬Ľ de las letras.

También hay una cualidad perspicaz y perdurable de honestidad en las cartas de Celie. Le está escribiendo a Dios, confiando en él como confiaría en un mejor amigo para recibir orientación y fortaleza para seguir adelante a pesar de la terrible y dolorosa infelicidad que siente dentro de ella y de todos los que la rodean.

Tambi√©n debe tener en cuenta que Celie no ha firmado sus cartas en mucho tiempo, lo que puede explicarse al darse cuenta de que Celie no se considera lo suficientemente digna para firmar con su nombre. Cuando conocemos a Celie por primera vez, tiene muy poca confianza en s√≠ misma. Ella se siente no amada. Nadie la hizo sentir valiosa. Entonces ella se vuelve a Dios. Pero incluso en compa√Ī√≠a de Dios, Celie se siente de poco valor.

A Celie le llevar√° mucho tiempo ganar la autoestima suficiente para firmar con orgullo su nombre, pero para entonces ya nos habremos dado cuenta de que al leer esta larga serie de cartas, hemos sido testigos de un crecimiento maravilloso de una mujer negra que era nacido con todas las probabilidades en su contra. . Comenz√≥ su vida como una esclava virtual, v√≠ctima de los hombres, los roles sexuales tradicionales, el racismo y un sinn√ļmero de injusticias sociales. Cuando termine la novela, veremos a Celie convertirse en un ser humano completo, as√≠ como en una mujer madura del siglo XX.

Hay muchas mujeres buenas en esta novela, y cada una de ellas tiene un sentido del coraje distintivo y combativo. Se niegan a ser golpeados hasta la sumisi√≥n. Las mujeres de mal genio, por supuesto, son f√°ciles de reconocer, pero es la fuerza tranquila y creciente de Celie lo que finalmente nos impresiona m√°s. Durante m√°s de la mitad de la novela, el m√©todo de Celie para resistir la violencia de todo tipo es resistir estoicamente, fingir que es madera, un √°rbol que se dobla pero no se rompe. Esa psicolog√≠a funciona para Celie. Durante mucho tiempo, eso es suficiente. Pero luego, por suerte, tiene amigos que la convencen de que no basta con aguantar y ¬ęestar viva¬Ľ. Uno debe luchar. Por naturaleza, Celie no es una luchadora. De hecho, se niega a luchar hasta que se da cuenta de lo cruel que ha sido su marido.

Durante a√Īos, Celie ha ¬ęabsorbido¬Ľ la violencia brutal de Albert, pero cuando ve pruebas de que √©l le ocult√≥ todas las cartas de su hermana, tratando de hacerle creer que Nettie estaba muerta o que nunca le escribi√≥, Celie no lo hace. en m√°s tiempo. la mayor√≠a. ella se rebela Ella explota maldiciendo a su esposo y lo deja para ir a Memphis y encontrar la felicidad con una mujer que la ama.

Celie luch√≥ durante muchos a√Īos, manteniendo viva la memoria de Nettie, creyendo en Nettie a pesar de que no hab√≠a pruebas de que Nettie estuviera viva. Lo que admiramos es el esp√≠ritu valiente de Celie, su amor feroz e implacable por Nettie. Y es el amor de Celie por Nettie y Shug lo que finalmente le permite perdonar a su esposo, Albert, por toda su crueldad deliberada. El amor cura las heridas y el amor lleva a Celie al perd√≥n y la reconciliaci√≥n.

Cuando termina la novela, sentimos que Celie es ¬ęs√≥lida¬Ľ (un adjetivo que usaba con admiraci√≥n para describir a Sof√≠a). El amor sostuvo a Celie; aprendi√≥ a amarse a s√≠ misma ya compartir el amor a pesar de presiones continuamente crueles. Celie aguant√≥ y aprendi√≥ a luchar, y gan√≥ sus batallas. De hecho, Celie no solo gan√≥, sino que tambi√©n reclam√≥ una sensaci√≥n de alegr√≠a que nunca crey√≥ posible, as√≠ como el conocimiento de que su fe fuerte y firme, y su capacidad para resistir, la unieron con Nettie y sus propios hijos. . . La familia est√° completa de nuevo. Celie sobrevivi√≥, f√≠sica y espiritualmente.

Ahora, est√°s listo para las cartas. Walker no los cont√≥, por supuesto. Eso habr√≠a destruido la verosimilitud de la novela. Pero para referirse a una letra en particular, o por referencia cruzada, es conveniente numerar las letras en el propio libro, numerando cada una completo Carta. No numere letras dentro de letras. Para verificar su numeraci√≥n, observe que Celie escribe las letras 1-51. Las letras de Nettie comienzan con el n√ļmero 52. Las letras deben terminar con el n√ļmero 90.

Sobre todo, no desaproveche la oportunidad de leer en voz alta tantas cartas de Celie como sea posible. El humor, el amor, el dolor y, en definitiva, la fe que sostiene a Celie se encuentran en sus frases sencillas y despreocupadas. Al leer las cartas de Celie en voz alta, recreas su voz y se establece una conexi√≥n entre t√ļ y esta mujer que te ofrece la oportunidad de comprender el sufrimiento y la necesidad de compasi√≥n.



Deja un comentario