: Resumen de desobediencia civil |

Thoreau abre su ensayo con el lema ¬ęEl mejor gobierno es el que menos gobierna¬Ľ. Su desconfianza en el gobierno proviene de la tendencia de este √ļltimo a ser ¬ępervertido y abusado¬Ľ antes de que la gente pueda realmente expresar su voluntad a trav√©s de √©l. Un ejemplo de ello es la guerra de M√©xico (1846-1848, que extendi√≥ la esclavitud a nuevos territorios estadounidenses), orquestada por una peque√Īa √©lite de individuos que han manipulado al gobierno en su beneficio contra la voluntad popular. El gobierno se presta inherentemente a usos opresivos y corruptos, ya que permite a unos pocos hombres imponer su voluntad moral a la mayor√≠a y beneficiarse econ√≥micamente de su propia posici√≥n de autoridad. Thoreau ve al gobierno como un obst√°culo fundamental para la empresa creativa de las personas a las que pretende representar. Cita como un excelente ejemplo la regulaci√≥n del comercio y su efecto negativo sobre las fuerzas del libre mercado.

Un hombre tiene la obligaci√≥n de actuar de acuerdo con los dictados de su conciencia, incluso si esta √ļltima va en contra de la opini√≥n de la mayor√≠a, el liderazgo que preside o las leyes de la sociedad. En los casos en que el gobierno apoya leyes injustas o inmorales, la noci√≥n de servicio de Thoreau al pa√≠s de uno toma, parad√≥jicamente, la forma de resistencia en su contra. La resistencia es la forma m√°s alta de patriotismo porque demuestra un deseo no de subvertir al gobierno, sino de construir uno mejor a largo plazo. En este sentido, Thoreau no aboga por un rechazo total del gobierno, sino por la resistencia a aquellas caracter√≠sticas espec√≠ficas que se consideran injustas o inmorales.

En la tradici√≥n estadounidense, los hombres tienen un derecho de revoluci√≥n reconocido y apreciado, del cual Thoreau deriva el concepto de desobediencia civil. Un hombre se deshonra a s√≠ mismo al asociarse con un gobierno que trata injustamente incluso a algunos de sus ciudadanos, incluso si √©l no es la v√≠ctima directa de su injusticia. Thoreau est√° en desacuerdo con William Paley, un te√≥logo y fil√≥sofo ingl√©s, quien argumenta que cualquier movimiento de resistencia al gobierno debe equilibrar la enormidad del agravio a reparar y la ¬ęprobabilidad y el costo¬Ľ de repararlo. Puede que no sea conveniente resistirse, y los costos personales pueden ser mayores que la injusticia que se debe remediar; sin embargo, Thoreau afirma firmemente la primac√≠a de la conciencia individual sobre el pragmatismo colectivo.

Thoreau vuelve a la cuesti√≥n de efectuar cambios a trav√©s de medios democr√°ticos. La posici√≥n de la mayor√≠a, por leg√≠tima que sea en el contexto de una democracia, no equivale a una posici√≥n moral. Thoreau cree que el verdadero obst√°culo para la reforma reside en aquellos que desaprueban las medidas del gobierno mientras le prestan t√°citamente su lealtad pr√°ctica. Por lo menos, si no se quiere resistir directamente a un gobierno injusto, un hombre de verdadera convicci√≥n deber√≠a dejar de prestarle su apoyo indirecto en forma de impuestos. Thoreau reconoce que es realistamente imposible privar al gobierno del dinero de los impuestos para las pol√≠ticas espec√≠ficas a las que uno desea oponerse. Sin embargo, el pago completo de sus impuestos equivaldr√≠a a expresar una lealtad total al Estado. Thoreau pide a sus conciudadanos que retiren su apoyo al gobierno de Massachusetts y corran el riesgo de ser encarcelados por su resistencia. Obligado a mantener a todos los hombres en prisi√≥n o abolir la esclavitud, el Estado agotar√≠a r√°pidamente sus recursos y elegir√≠a el √ļltimo curso de acci√≥n. Para Thoreau, de estos actos de conciencia fluye ¬ęla verdadera hombr√≠a e inmortalidad de un hombre¬Ľ.

El dinero es una fuerza generalmente corruptora porque une a los hombres con las instituciones y el gobierno responsable de pr√°cticas y pol√≠ticas injustas, como la esclavitud de los estadounidenses negros y la b√ļsqueda de la guerra con M√©xico. Thoreau ve una relaci√≥n parad√≥jicamente inversa entre dinero y libertad. El pobre tiene la mayor libertad para resistir porque es el que menos depende del gobierno para su propio bienestar y protecci√≥n.

Despu√©s de negarse a pagar el impuesto de capitaci√≥n durante seis a√Īos, Thoreau es encarcelado por una noche. Mientras est√° en prisi√≥n, Thoreau se da cuenta de que la √ļnica ventaja del Estado es ¬ęuna fuerza f√≠sica superior¬Ľ. De lo contrario, est√° completamente desprovisto de autoridad moral o intelectual, e incluso con su fuerza bruta, no puede obligarlo a pensar de cierta manera.

¬ŅPor qu√© someter a otras personas a la propia norma moral? Thoreau medita extensamente sobre esta cuesti√≥n. Aunque ve a sus vecinos como esencialmente bien intencionados y en algunos aspectos no merecen ning√ļn desprecio moral por su aparente indiferencia hacia la injusticia del Estado, Thoreau concluye, no obstante, que tiene una relaci√≥n humana con sus vecinos y, a trav√©s de ellos, con millones de otros hombres. No espera que sus vecinos se ajusten a sus propias creencias, ni se esfuerza por cambiar la naturaleza de los hombres. Por otro lado, se niega a tolerar el statu quo.

A pesar de su postura de desobediencia civil sobre las cuestiones de la esclavitud y la guerra mexicana, Thoreau afirma tener un gran respeto y admiraci√≥n por los ideales del gobierno estadounidense y sus instituciones. Thoreau llega a afirmar que su primer instinto siempre ha sido la conformidad. Los estadistas, legisladores, pol√≠ticos, en resumen, cualquier parte de la maquinaria de la burocracia estatal, son incapaces de escudri√Īar al gobierno que les otorga su autoridad. Thoreau valora sus contribuciones a la sociedad, su pragmatismo y su diplomacia, pero siente que solo alguien fuera del gobierno puede decir la Verdad al respecto.

Las fuentes m√°s puras de la verdad son, en opini√≥n de Thoreau, la Constituci√≥n y la Biblia. No es de extra√Īar que Thoreau tenga en baja estima a toda la clase pol√≠tica, a la que considera incapaz de idear las formas m√°s b√°sicas de legislaci√≥n. En su √ļltimo p√°rrafo, Thoreau cierra el c√≠rculo para discutir la autoridad y el alcance del gobierno, que se deriva de la ¬ęsanci√≥n y consentimiento de los gobernados¬Ľ. La democracia no es el √ļltimo paso en la evoluci√≥n del gobierno, ya que a√ļn hay m√°s espacio para que el Estado reconozca la libertad y los derechos de la persona. Thoreau concluye con una nota ut√≥pica, diciendo que ese Estado es uno que √©l ha imaginado ¬ępero que a√ļn no ha visto por ning√ļn lado¬Ľ.

Deja un comentario