Fragmento 2



Resumen y An√°lisis Fragmento 2

La narraci√≥n de Claudia MacTeer cuenta una √©poca del oto√Īo de 1941. Su tono es confiado y c√°lido mientras nos conf√≠a su confianza. ¬ęSilencioso como se mantiene¬Ľ significa ¬ęNadie habla de eso, es una especie de secreto entre nosotros . . .‚ÄĚ Parece estar confi√°ndonos lo que se susurr√≥ hace a√Īos.

Claudia recuerda que ese oto√Īo no florecieron las cal√©ndulas, y ella y su hermana estaban consumidas por la preocupaci√≥n por el parto seguro del beb√© de Pecola. En retrospectiva, todas sus preocupaciones y esperanzas quedaron en nada: ninguna flor floreci√≥, el beb√© muri√≥ y su inocencia se perdi√≥ para siempre.

Las semillas y la tierra mencionadas en esta sección son elementos de la naturaleza que generalmente simbolizan promesa y esperanza, pero aquí simbolizan esterilidad y desesperanza. La temporada en que no florecieron las caléndulas es paralela a la desfloración de Pecola, quien fue violada por su padre. Su semilla se marchitó y murió, al igual que el alma hambrienta de Pecola cuando se convirtió en un páramo loco y estéril.

Cuando Claudia dice que el padre de Pecola arroj√≥ sus semillas ¬ęen su propio suelo de tierra negra¬Ľ, expone el coraz√≥n de la angustia de Pecola. Para el mundo blanco, Pecola es una ¬ęparcela de tierra negra¬Ľ, inferior por ser negra. La forma de hablar es oscuramente ir√≥nica, ya que la tierra negra suele ser la m√°s rica de todas, pero la ¬ętierra negra¬Ľ figurativa de Pecola no produce nada.



Deja un comentario