Escena III



Resumen y An√°lisis Escena III

Resumen

Esta escena tiene lugar en la orilla sur del r√≠o Loira, cerca de Orleans, unas siete semanas despu√©s. Se ve a Dunois, mejor conocido como El Bastardo, caminando arriba y abajo de la orilla del r√≠o, llamando al viento del oeste para que sople en su direcci√≥n mientras observa constantemente su pend√≥n (la bandera en su lanza) soplando en la direcci√≥n equivocada. Entra una p√°gina, y Dunois inmediatamente pregunta por el paradero de La Doncella, quien de repente llega con la armadura completa. Inmediatamente, el viento del oeste deja de soplar, pero Dunois est√° demasiado ocupado para darse cuenta. Al identificar a Dunois como ¬ęEl bastardo de Orleans¬Ľ, Joan se pregunta por qu√© son este lado del r√≠o cuando los ingleses y Orleans est√°n del otro lado. Quiere cruzar el puente inmediatamente y atacar a las fuerzas inglesas. Dunois explica que los expertos militares mayores y m√°s sabios dicen que esa t√°ctica simplemente no se puede hacer, pero Joan descarta a los expertos como ¬ęcabezas gordas¬Ľ; est√° decidida a tomar medidas inmediatas y decisivas. Cuando Dunois menciona que sus soldados no la seguir√°n hasta la boca de una muerte casi segura, dice: ¬ęNo mirar√© hacia atr√°s para ver si alguien me sigue¬Ľ. Luego le informa a Dunois que atacar√° el fuerte y ser√° la primera en subir la escalera, y lo desaf√≠a a que la siga. Dunois responde que deben navegar arriba r√≠o y atacar a los ingleses por la retaguardia, pero primero ¬ędeben esperar hasta que Dios cambie el viento¬Ľ. Luego le pide a Joan que vaya a la iglesia y ore por un viento del este. Se dispusieron a buscar una iglesia, pero de repente, el paje se da cuenta de que el viento ha cambiado y llama a La Doncella y al Bastardo. Dunois piensa que Dios realmente ha hablado y por eso dice que si Joan lidera los ej√©rcitos, le jurar√° lealtad.

An√°lisis

En esta breve escena, se presenta a Dunois como el amado h√©roe rom√°ntico, cuyo discurso de apertura en el viento del oeste lo caracteriza como un Poeta Soldado. Ser√° una adici√≥n adecuada a The Maid, Joan. Como rom√°ntico, Dunois piensa que Joan est√° ¬ęenamorada de la guerra¬Ľ; antes, el arzobispo hab√≠a dicho que a Joan le apasionaba la religi√≥n. En realidad, Joan no est√° enamorada de ninguno de los dos; ella simplemente est√° siguiendo su dedicaci√≥n (o sus voces). La grandeza de Joan se muestra en esta escena en la forma simple pero conmovedora en que logra convertir a soldados experimentados como Dunois, que es, por supuesto, el soldado realista que eval√ļa las dificultades t√°cticas de la situaci√≥n antes de actuar. Joan, por el contrario, se mueve de inmediato, por inspiraci√≥n.

Esta escena tambi√©n contin√ļa con la naturaleza milagrosa de la presencia de Joana. Aqu√≠, el milagro implica el cambio del viento. Como Dunois ha esperado tanto tiempo a que cambie el viento y de repente se da cuenta de que se ha invertido en el momento exacto en que Joan est√° a punto de golpear, esto es prueba suficiente para Dunois de que Joan posee poderes milagrosos. Entonces Joan se convierte en una fuerza como el viento del oeste; en otras palabras, Joan avanza hacia su meta, sin darse cuenta de las implicaciones mayores. Ella simplemente est√° ¬ęsoplada¬Ľ hacia la victoria.



Deja un comentario