escena 4



Resumen y An√°lisis Acto III: Escena 4

Resumen

Aunque Kent dirige a Lear a una choza para refugiarse, el rey se niega a protegerse de la tormenta.

El Loco sale corriendo de la choza, exclamando que un espíritu se ha apoderado del refugio. El espíritu, que pronto aparece, es Edgar disfrazado de Pobre Tom, un miserable mendigo. El rey se quita la ropa, haciéndose parecer más al pobre Tom sin ropa.

Gloucester entra en escena, portando una antorcha. Ha encontrado un refugio cálido y comida para el rey, pero Lear se niega, alegando que necesita hablar más con el mendigo Bedlam. El Edgar encubierto se queja del frío y todos se mudan al refugio.

An√°lisis

Gran parte de esta escena se centra en la desintegración mental de Lear. Una vez más, Lear aborda su tragedia personal de muchas maneras. Por primera vez, Lear centra su atención en la vida de los demás, aquellos que son tan miserables como el mismo rey:

Pobre desgraciado desnudo, dondequiera que estés,
Quienes soportan el desmoronamiento de esta tormenta despiadada,
como sus cabezas sin hogar y sus costados sin alimentar,
Tu vista y ventana hecha jirones, te defienden
¬ŅDe temporadas como estas? (III.4.28-32).

Estas palabras son de arrepentimiento, arrepentimiento, empatía y compasión por los pobres, una población que Lear no había notado antes. Lear reconoce los paralelismos entre sus vidas y su situación actual. En un sentido real, su piedad por los pobres es también un reflejo de la piedad que siente por su propia situación. Finalmente siente compasión por los pobres, precisamente porque se ha convertido en uno de ellos.

Con esta extensión de la piedad viene una nueva conciencia social. Lear se da cuenta de que no ha hecho nada para ayudar a los pobres de su reino. En cambio, contribuyó a su muerte. Se castiga a sí mismo diciendo:

¬°Vaya! he tomado

Muy poco cuidado al respecto. Toma física, Pomp;
Exponte a sentir lo que sienten los miserables,
Para que puedas sacudir el superflujo por ellos,
Y mostrar los cielos m√°s hermosos. (III.4.32-36).

Lear reconoce que la justicia viene del hombre y del cielo. Lear es el rey ungido, el representante de Dios, y por lo tanto comparte la responsabilidad de hacer justicia en la tierra. Reconoce que es responsable de sus propios problemas y de los de los demás, que también sufren. Una vez más, Lear se revela como una figura compleja y simpática que desafía una definición fácil.

Con su nuevo conocimiento, Lear sería un rey más efectivo. Pero debido a que ha renunciado a su posición real, solo puede asumir la responsabilidad de su situación actual. Su incapacidad para corregir los errores que infligió a su pueblo contribuye a su descenso a la locura. La confusión en la mente de Lear lo hace ajeno a la tormenta que lo rodea, y su lucidez menguante también ofrece un escape de la realidad de su situación.

Cuando el pobre Tom sale de la choza, Lear ve una imagen especular de sí mismo. Lear se identifica con el pobre Tom porque ambos lo perdieron todo. Lear imagina que Tom también es víctima de hijas traicioneras y crueles. La identidad de Lear con Tom es absoluta cuando se desnuda para unirse a Tom casi desnudo. Esta incapacidad para distinguirse de Tom es un síntoma de la locura de Lear. Esta escena le recuerda a la audiencia que muy poco separa al hombre de la bestia. La fragilidad del hombre es ineludible, porque sólo una delgada línea divide los estados civilizados de los incivilizados.

Si bien se pueden establecer paralelismos entre la situaci√≥n de Gloucester y las circunstancias de Lear (ya que ambos hombres est√°n siendo manipulados por sus hijos), queda una diferencia notable: Gloucester conserva la cordura. Gloucester es consciente de la facilidad con la que puede perder los estribos y teme que a√ļn suceda (III.4.62-63), pero tiene una fuerza interior de la que carece Lear que le permite sobrevivir.

Paradójicamente, Gloucester no reconoce a su propio hijo, Edgar, disfrazado de Pobre Tom. Esta escena se basa en la Escena 3, mostrando la determinación de Gloucester de ayudar al anciano rey, pero también revela a un padre con tanto dolor como el rey. Gloucester no es consciente de que su propia situación pronto se volverá desastrosa.

Glosario

tomando transmisible; infeccioso.

fuera de moda tener m√°s amantes o amantes.

tapetas bolsillos, especialmente en faldas o enaguas de mujer.

prestamos las cosas que uno deja usar a otro temporalmente y con la condición de que sean devueltas ellas o sus equivalentes.

primera polla media noche.

manto verde una superficie cubierta con espuma o espuma.



Deja un comentario