el camino del mundo



Resumen y An√°lisis Ley II

Resumen

en San Parque de James, Sra. Fainall y Sra. Marwood habla sobre sus temas favoritos, los hombres y cómo manipularlos. Debajo de su aparente amistad, desconfían el uno del otro cuando hablan de Mirabell. Sra. Fainall sospecha con razón que la Sra. Marwood está enamorado de él.

Después de que entran Fainall y Mirabell, Mirabell y la Sra. Fainall se va y se va Fainall y la Sra. Marwood solo en el escenario. Ahora nos enteramos de que la Sra. Marwood es el amante de Fainall y que solo se casó con su esposa por su fortuna para financiar su amor. Sin embargo, su amor no incluye la fe o la confianza. Fainall es sensible al hecho de que la Sra. Marwood por Mirabell encubre su atracción por él. La escena termina con una recriminación mutua y una reconciliación cuando abandonan el escenario mientras Mirabell y la Sra. Regreso fallido.

Mirabel y Sra. Fainall proporciona nuevas revelaciones. Mirabel y Sra. Fainall eran amantes; se cas√≥ con Fainall como tapadera de su romance con Mirabell. Mirabell, durante la gira, le cont√≥ sobre su plan para enga√Īar a Lady Wishfort para que se casara con Millamant. Como no conf√≠a en Waitwell, arregl√≥ el matrimonio entre Waitwell y Foible, la doncella de Lady Wishfort. (La noticia de este matrimonio lleg√≥ en el primer acto). Despu√©s de todo, despu√©s de haber cortejado y conquistado a Lady Wishfort, Waitwell podr√≠a realmente planear casarse con ella.

Millamant hace ahora su primera entrada, acompa√Īada de Witwoud y su doncella, Mincing. Ella es plenamente consciente de su propio encanto y su poder sobre Mirabell, y juega con el amor de Mirabell mientras se lo devuelve. Aparentemente, est√° bastante preparada para seguir el complot de Mirabell, que Foible le revel√≥, una clara indicaci√≥n de que al final tiene la intenci√≥n de tener a Mirabell.

Después de su partida, aparecen Waitwell y Foible. Waitwell cortejará a Lady Wishfort bajo la apariencia de Sir Rowland, el tío imaginario de Mirabell. Al igual que sir Rowland, sería un buen partido; además, el matrimonio serviría a Lady Wishfort como una forma de vengarse de Mirabell por su negligencia anterior, ya que presumiblemente Mirabell sería repudiada cuando Sir Rowland se case. Todos se van, con Waitwell haciendo comentarios sarcásticos, típicamente de la Restauración.

An√°lisis

En este acto se exponen las tensiones entre los personajes. Así como Fainall y Mirabell, presumiblemente amigos, se batieron en un duelo verbal que ocultaba un duelo real, la Sra. Fainall y Sra. Marwood ahora esgrima. Hay buenas razones para que la Sra. Fainall y Sra. Marwood no confían el uno en el otro; este Está cierto que la Sra. Marwood es el amante de la Sra. Failall. De la misma manera, ella Está enamorado de Mirabell, la ex, y quizás actual, amante de la Sra. Failall.

Uno puede, desde un punto de vista moderno, cuestionar la naturaleza de Mirabell y la Sra. Failall. Despu√©s de todo, si la amaba, ¬Ņpor qu√© no se cas√≥ con ella? Presumiblemente, era joven, bonita, rica y disponible. Interesante es tambi√©n el caso entre Fainall y la Sra. Marwood. Fainall parece amar a la Sra. Marwood a su manera. Que el amor debe incluir confianza ni siquiera se le ocurre. Como √©l dice, ¬Ņpiensa ella que el amante se va a dormir, aunque el marido pueda asentir?

Las escenas entre la Sra. Marwood y la Sra. Fainall y entre la Sra. Marwood y Fainall presentan un verdadero desaf√≠o para los actores. Antes de que el p√ļblico reciba la informaci√≥n que le permite seguir la obra, los actores deben transmitir las corrientes de sentimiento esencialmente c√≠nicas y desagradables que subyacen en los modales muy corteses y el estilo elevado de los intercambios de humor.

El acto incluye importantes revelaciones de personajes. Una pista sobre el car√°cter de Mirabell se presenta cuando la Sra. Marwood acusa a Mirabell de estar orgullosa. Sra. Fainall reacciona fuertemente: Orgullo, dice ella, es el √ļnico defecto que no tiene. Es posible que tengamos alguna dificultad para interpretar el t√©rmino ¬ęorgulloso¬Ľ; parece que es m√°s elegante que arrogante.

Fainall se describe a s√≠ mismo como alguien que tiene ¬ęun coraz√≥n de prueba y algo de la constituci√≥n para avanzar por los caminos del matrimonio y de este mundo¬Ľ. Es, podr√≠amos traducir, un hombre que puede adaptarse a las circunstancias. Mirabell lo describe como ¬ęun hombre pr√≥digo en su moral, un amigo interesado y declarado, un amante falso y artificioso, pero cuya inteligencia y comportamiento exterior le ganaron una reputaci√≥n en la ciudad, suficiente para hacer que la mujer que sufri√≥ para ser conquistada por su direcciones¬Ľ. Estos comentarios son una amplia preparaci√≥n para las acciones futuras de Fainall. Sus sospechas sobre los dem√°s son acertadas porque reconoce en ellos sus propias faltas.

Millamant es un contraste con todos los demás sobre ella. Está rodeada de intrigas y, junto con su fortuna, es objeto y premio potencial de gran parte de ella. Sin embargo, ella misma no está activa en ninguna intriga. Sus bromas e inteligencia suelen ser bondadosas y directas. Carece de la visión cínica de la naturaleza humana que es una parte tan importante de la actitud de todos los demás en la obra. Le encanta burlarse de Mirabell, porque ya piensa en él como de su propiedad. Es vanidosa, pero disfruta de su propia vanidad. Puede jugar al ingenio y hacer bromas sobre levantarse el pelo con letras escritas en poesía; la prosa, por supuesto, sería completamente inaceptable. Ella es una ingenua de un tipo que solo podría haberse representado en el escenario de la Restauración, y podría decirse que es la más exitosa de su tipo.

La historia de amor de Mirabell y Millamant difiere de lo que cabr√≠a esperar. En la mayor√≠a de las tramas de amor, el hombre tiene que superar la renuencia, la aversi√≥n o la simple renuencia por parte de la otra parte. En el interior el camino del mundo, todos los problemas relacionados con la relaci√≥n amorosa son externos. Nunca hay ning√ļn sentimiento de que estos dos no est√©n enamorados. Milamant posa, se acicala y se burla; es divertido ser querido y deseado. Pero estos amantes no tienen conflictos internos.



Deja un comentario