Acerca de Frankenstein



Sobre frankenstein

frankenstein es una novela √ļnica en el canon de la literatura inglesa. La novela busca encontrar las respuestas a las preguntas que sin duda dejaban perplejos a Mary Shelley y a los lectores de su √©poca.

Shelley presenta un personaje √ļnico en Victor Frankenstein y su creaci√≥n, el monstruo. Es como si hubiera dos mitades distintas en un personaje. Cada mitad compite por la atenci√≥n de la otra mitad y la oportunidad de ser el gobernante de la otra mitad. Al final, esta competencia reduce a ambos hombres a la ruina.

Shelley tambi√©n es muy consciente de la preocupaci√≥n de que la tecnolog√≠a avanzaba a un ritmo que asombr√≥ a los lectores a principios del siglo XVIII. Quiz√°s esta novela est√© abordando ese tema de los avances creados por los hombres, pero que van en contra de los elementos ¬ęnaturales¬Ľ y los planes divinos.

Mary Shelley elabora su exquisita novela de una manera que dirige la atenci√≥n al tratamiento de los pobres y sin educaci√≥n como un tema principal a lo largo del libro. Habr√≠a aprendido estos preceptos de su padre William Godwin, un destacado escritor y fil√≥sofo. (Consulte la secci√≥n ¬ęVida y antecedentes¬Ľ.) Pero los comienzos de los antecedentes hist√≥ricos se remontan mucho m√°s all√° de la √©poca del propio Shelley.

Para comprender el per√≠odo de tiempo de Shelley, uno debe profundizar en el per√≠odo que precedi√≥ al de Shelley. Mary naci√≥ en 1797, despu√©s de las revoluciones estadounidense y francesa. Europa fue un lugar tenso por temor a posibles revoluciones pol√≠ticas durante gran parte del per√≠odo 1770-1800. La clase alta inglesa tem√≠a que la Revoluci√≥n Francesa se extendiera a su propio pa√≠s. Muchos sintieron que el cambio era necesario para asegurar la igualdad entre las masas. Las guerras que pele√≥ Napole√≥n, a partir de 1805, desbarataron esencialmente cualquier esperanza real de construir una Europa mejor. Sin embargo, se sembraron las semillas de la discordia para la disoluci√≥n de las barreras sociales y de clase en Inglaterra y Europa continental. Los gritos de ¬ęlibertad, fraternidad e igualdad¬Ľ quedaron en las mentes impresionables de los hombres en todas partes. Se pensaba que el hombre pod√≠a alcanzar una mayor libertad personal sin la amenaza de gobiernos autoritarios. Los hombres tambi√©n razonaron que la hermandad por una causa com√ļn, ya sea social, de clase o acad√©mica, conducir√≠a a un mejor pa√≠s y un mejor gobierno.

Contin√ļa en la p√°gina siguiente…



Deja un comentario